Banda Ancha EU

Comunidad de usuarios
de fibra, móvil y ADSL

«Fue repugnante juzgarlo»

BocaDePez
BocaDePez

Cuando Juan José López Garzón, Delegado del Gobierno en Andalucía, compareció en Huelva para informar sobre la detención de Santiago del Valle, confirmó que se trataba de «una persona potencialmente sospechosa por sus antecedentes» y que, de hecho, «fue detenida en las primeras 48 horas de la investigación». ¿A qué antecedentes se refería si, acto seguido, afirmaba que en los archivos policiales no constaba ninguna orden de localización, detención o de busca y captura?
Son preguntas para las que tampoco tiene respuesta Rafael Tirado, titular del Juzgado de lo Penal número 1 de Sevilla, que se encuentra en el ojo del huracán desde que se conoció que el presunto asesino de Mari Luz disfrutaba de libertad pese a tener dos condenas. Algo que Tirado rebate con documentos que obran en su juzgado. «Lo que sí puedo decir es que el 26 de septiembre de 2007 dicté un auto de averiguación de domicilio sobre la mujer de Santiago del Valle y que la Policía cursó su acuse de recibo el 30 de octubre».
El asunto ha pasado por manos de varios secretarios de juzgado, por funcionarios y por las de la Policía, y es por eso por lo que el juez lamenta la ligereza con la que se le culpa «del gravísimo error, sin señalar quién, cuándo y en qué momento se comete, ni saber nada más del asunto sobre el que ya se han enviado todos los documentos a la inspección del CGPJ». «Sobre todo, lo que me parece lamentable -señala el juez- es que, ante una familia que acaba de perder a su hija, se asocie o se insinúe siquiera que la niña podría estar viva si la Justicia hubiera actuado con una supuesta mayor diligencia. Me parece terrorífico olvidar que todas las causas tienen sus trámites. Pero incluso en la hipótesis de que el cumplimiento de los plazos hubiera sido otro, Santiago del Valle estaría en la calle desde 2006 con la actual ley. Es ruin insinuar que la muerte se podría haber evitado sólo con más celeridad o mayor celo judicial».
«El caso de Mari Luz es, lamentablemente, especial porque ha terminado de manera tan dramática, pero no es excepcional en su tramitación ¿Y alguien cree que si yo hubiera imaginado por un momento lo que iba a ocurrir no habría hecho hasta más de lo debido? Hasta marzo de 2008 no se me vuelve a dar cuenta del caso de un sujeto».
Tirado goza en Sevilla de una merecida reputación de eficacia. También es un ejemplar padre de familia, en la que alguno de sus cinco hijos (de 8, 6, 4, 2 y 1), rozan la edad a la que Mari Luz perdió la vida. Aún recuerda aquel juicio contra Santiago del Valle por abuso sexual a su hija. «Me costó muchísimo llevarlo. Fue realmente repugnante», dice antes de volver a emocionarse.

(link roto)

mplab

ahora ha sido una niña, pero cuantas mujeres maltradas mueren a manos de sus exparejas, y despues en las noticas escuchas que ya tenian varias denuncias, ordenes de alejamiento incluso palizas anteriores.

La justicia no es perfecta esta claro, y se deben poner medios para que se mas rapida.

🗨️ 1
BocaDePez
BocaDePez

La justicia SI que es perfecta; la que no es perfecta y distas mucho de serlo es la ley y su sistema de administracion; ejemplo: creen ustedes que seran condenados ( ya lo han sido pero me refiero a que cumpliran la pena impuesta) los Albertos despues de haberse demostrado y con sentencia que son culpable de robo (apropiacion indebida), estos invitaban hasta al rey a ir de caza. Se ha de reconocer que la ley no es igual para todos lamentablemente y que de pende de lo poderoso que eres para que el trato sea muy a tu favor aunque se demuestre que eres un delincuente.

El caso de Mari Luz es un cumulo de despropositso con un desenlace realmente lamenteble en la aplicacion de la ley; sí, esta ley que a nadie convence y que nadie con sentido comun se atreve a modificar. Si un señor no puede coexistir con la sociedad que le rodea algo hay que hacer con este hombre para que no le haga daño al resto de la sociedad o de lo contrario se corre el riesgo de tomarnos la justicia por nuestra propia mano y mandar a la instituciones del estado a tomar por el cul* con el riesgo que eso conlleva.