Banda Ancha EU

Información independiente
sobre fibra, móvil y ADSL

hosting en interdominios

La portabilidad móvil crece cuatro años después

Tras la salida de Movistar Fusión en octubre de 2012, el mercado de las telecomunicaciones sufrió el último movimiento en portabilidades: luego se quedó estancado, algo habitual ante el calado de las ofertas convergentes que le siguieron y aún peor, si como ocurre ahora, un operador mantiene el fútbol. Posteriormente volvió a aglutinarse en tres grandes enseñas (Vodafone, Orange y la propia Movistar), provocando el efecto contrario a la liberalización de 1998. Después de cuatro años de caída continua en el volumen de la portabilidad -que permite cambiar de operador conservando el número- en el último trimestre de 2016 muestra un inusual repunte.

Cómo ha sido el crecimiento

Entre abril y junio la tendencia ha cambiado, con una portabilidad de 1,33 millones de usuarios, un 4,6% superior al mismo periodo de 2015 -1,28 millones-. Es una buena noticia habida cuenta del paso emprendido por Movistar de incluir obligatoriamente buena parte de la Liga a toda su base de clientes y subir el precio de paso. Y es que una portabilidad alta en los clientes que pensabas fidelizados, supone un fuerte aumento de costes, no sólo en comisiones al canal de distribución por cliente captado, sino también en costes administrativos, tiempo y cumplimiento de plazos legales.

El mercado en números

No hay que olvidar que la cuota conjunta de Movistar, Orange y Vodafone está actualmente en torno al 94% de las líneas, tanto en telefonía como en banda ancha fija. El total de líneas de banda ancha móvil ascendió a 38,7 millones, con un crecimiento interanual del 6,8%. De este total, 37,1 millones eran líneas de voz y datos y 1,7 millones eran líneas exclusivas de datos.

Los comentarios más recientes se muestran primero. Haz click sobre un comentario para desplegar/plegar.
1