Banda Ancha EU

Información independiente
sobre fibra, móvil y ADSL

hosting en interdominios

Cerrado

Google y el inmenso poder del posicionamiento y el pagerank

Via Gaulia.com. Es innegable que Internet ha cambiado mucho en estos años y, creo, se hace necesario hacer una mirada hacia atrás. Hace 15 años Internet era un instrumento reservado a universidades (yo accedía a través de la de Valencia) y con un nulo aspecto comercial o lucrativo. No existía tampoco la popularidad.

Lo cierto es que la evolución de Internet y su generalización y expansión lo fueron convirtiendo en un mundo comercial en el que el tráfico y las visitas valían dinero (clicks, impresiones, compras, comisiones) y además daban reputación y la posibilidad de tener un espacio web que fuese visto.

Nacieron muchas y muy variadas utilidades en ambos sentidos, en el del tráfico (intercambio de banners, intercambio de visitas, etc...) y en el comercial (redes de afiliados, empresas de publicidad, etc...).

En este auge de Internet en el que las páginas empezaban a reproducirse y nacer de forma exponencial la aparición de Google como un proyecto absolutamente altruista, como lo fue Dónde?, que rastreaba toda la red e indexaba las páginas cobraba gran utilidad para los usuarios.

Esa gran utilidad para los usuarios era también una potencialidad para los empresarios y webmasters, para aquellos quienes buscan dinero y tráfico en la red.

Google fue creciendo hasta convertirse en un gigante y el interés, por el aspecto económico y por el tráfico, lo llevaron a la venta de posiciones en el buscador, lo que en su momento llevó a un debate ético y al cierre del mencionado buscador Dónde que mantenían los compañeros de viaje de la Universidad Jaime I.

Al mismo tiempo el posicionamiento en el buscador se hacía una batalla entre las páginas web. Aparecer en las primeras posiciones de los resultados en determinadas palabras daba tráfico y con ello, si el webmaster lo materializaba, dinero. Aparecieron servicios como Google News con el mismo calado.

Y google utilizaba para ese posicionamiento parámetros, en mayor o menor medida, objetivos. Con ello empezaron las trampas y artimañas para buscar un mayor pagerank (subdominios, redirecciones, etc...). Google fue cambiando su cálculo para evitar todas esas irregularidades.

Todos esos cambios generaban modificaciones en páginas web, nuevos inventos para aumentar el pagerank, y otros tantos movimientos de prácticamente toda la comunidad de programadores web.

Hoy, Google, ha llegado a convertirse en un arma poderosísima que canaliza el tráfico de internet en una magnitud tal que puede ser suficiente para llevar a la gloria o hundir una página web. La mayor parte de webs programan y miran a google y su pagerank.

Google, con ello, ha adoptado la postura que le ha parecido como instrumento poderosísimo. Es capaz de bloquear contenidos (por cuestiones que considera justificadas), actualizar a su antojo el pagerank, que se ha convertido en referencia en el tráfico y comercio en la web.

Con todo ello hoy, Google, tiene en su mano las dos herramientas mas poderosas de la red, el posicionamiento en sus resultados y el pagerank. Y esas dos instituciones que siempre han ido ligadas en el buscador cada día más se desvinculan y andan caminos diferentes.

Los webmasters hemos creado y alimentado un gigante que hoy se nos puede comer a todos. El control de google es el control del tráfico y el negocio en internet. Via Gaulia.com.

Los comentarios más recientes se muestran primero. Haz click sobre un comentario para desplegar/plegar.
1